top of page

¿Qué es la metodología para la administración de proyectos?


A lo largo del tiempo hemos descubierto que todos los proyectos sin importar si se trata de hacer un pastel o poner un hombre en la luna las actividades necesarias para llevarlo a cabo pueden ser clasificadas de forma similar y ejecutadas con una misma metodología.

La metodología de administración de proyectos del PMI establece los procesos clave para la ejecución de cualquier proyecto, parte de los grupos de procesos de la administración moderna (Inicio, planeación, ejecución, control y cierre) y los clasifica en las principales áreas del conocimiento.

Significa que las mejores prácticas de los mega proyectos de la historia han sido analizados por los especialistas e integrados en una guía universal y todo terreno de proyectos.

El PMBoK (Project Management Book of Knowledge) es la guía para desarrollar y crear los procesos, políticas, métodos y procedimientos para implementar en cualquier proyecto.

Hay conceptos que como PM (project Manager) hay que tener claros, no importa si el proyecto es hacer un pastel o poner un hombre en la luna, el PMBOK establece cuales son los procesos que, en la experiencia de miles de PM a lo largo de los últimos 100 años se han recopilado como los procesos claves, vamos es experiencia convertida en metodología. Por ultimo, el PMI, Prince, IPMA , o cualquier metodología te sirve para hacer un pastel, pero no te hace pastelero o astronauta.

Los conocimientos de la metodología, a la que comúnmente nos referimos como “Administración de Proyectos” nos suministran una estructura de trabajo ordenada y sistémica. De la combinación del método y la experiencia adquirida en la vida profesional, se puede llevar cada especialidad al siguiente nivel, que se traduce en asegurar el éxito del proyecto mucho más allá de sus tres dimensiones básicas: Alcance, tiempo y costo.

Tanto en lo técnico o en lo administrativo, que se tengan resultados aceptables incluso lucrativos no significa que lo estemos haciendo de la mejor manera, la falta de evidencia de errores o malos procesos no es un indicativo de que las cosas están operando de manera correcta, por el contrario, la ausencia de indicadores de desempeño es una clara señal de que los procesos no se miden ni controlan de ninguna manera, por lo que es imposible saber donde hay desperdicios.

La administración de proyectos es la herramienta para planificar el proyecto, medir el desempeño y gestionar los cambios. Es dejar atrás el modelo empírico, donde la buena o mala experiencia condicionan el éxito del proyecto, en la forma tradicional los resultados dependen de un máximo esfuerzo desordenado, de mártires que se sacrifican por cumplir el objetivo, el estrés es uno de los síntomas de falta de estructura en los procedimientos.

Mediante la metodología y la correcta planificación nos llevará a una ejecución ordenada con esfuerzos calculados, métricas para realizar acciones preventivas y correctivas en tiempo.


Y por último la metodología nos da las herramientas para la mejora continua, eso que venimos haciendo a lo largo de los años, quede documentado, registrado, medido, por que lo que no se mide no se controla, y lo que no se controla no se puede mejorar. Se trata de capitalizar la experiencia para que todas las experiencias buenas o malas nos sirvan para hacer cada vez mejores proyectos.


Comments


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
No hay tags aún.
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
bottom of page